Archivo de la categoría: Sexo

Destripacanciones 2: Pitbull – Give Me Everything

Nadie había reparado tanto en un can hasta que apareció Pitbull para hacernos bailar al ritmo del “¡¡Dale!!”.

No lo voy a negar, yo también caí en las garras del “Un, dos, tres, cuatro…”, de ahí que ahora mis dedos estén atrofiados de tanto bailecito.

Y es que no hay nada tan estival como contonearse al ritmo de un “Mamita”, “Sabrosón” y del mitiquísmo “Ya tú sabé”. Sigue leyendo

Anuncios

Des- ligar for dummies

frase ligar trio

“¿Qué hace un lugar cómo este alrededor de una chica como tú?” Pues mira no lo se, pero si sigues por ahí lo único que vas a pillar esta noche será una cogorza. . .

Si la pregunta anterior te suena espero que sea porque te la han dicho y no porque haya salido de tu boquita un sábado, a las cinco de la mañana, en el cuarto gin tonic.  Sé que en cuestión de tácticas de ligue no hay nada escrito, pero si hay mucho por escribir y todavía más por borrar. Sigue leyendo

Feliz San Valenbla bla bla

sanvalentin

“Feliz San Valentín corazones” Al más puro estilo Anne Igartiburu vengo hoy. Ya se que sabéis que el loco que reparte coranzoncitos y esas ñoñerías anda cerca, pero no os dejéis engañar, no trama nada bueno.

Tras años viendo como todo a mi alrededor muda de color y pasar a ser algún degradado de rosa chicle o rojo pasión, me he preguntado por qué será que nos hace ilusión toda esta parafernalia y que hay de oscuro en todo ello. Sigue leyendo

La sala de espera de las medias naranjas

desmotivaciones-graciosas

El amor. Ese sentimiento que descontrola por completo nuestro cuerpo. Comienza por cerrar nuestro estómago tras atiborrarnos a mariposas, los temblores de manos y piernas ( véase epic fails en mitad de la calle esperándole/ la). Hay quién en esa encantadora etapa se vuelve adicta a Concha Velasco, no me refiero a adorar su filmografía sino a los elementos que anuncia. Los nervios son muy malos.

Y es que no se que pasa cuando esos dos tórtolos se encuentran que algo cambia en el aire,bueno sí, que la tasa de hormonas por milímetro cúbico de aire sobrepasa con creces lo estipulado por Kioto. Sigue leyendo

El paseo de la vergüenza (para la mujer)

resaca

“Erase una vez, hace cinco gin tonics, tres cervezas y unas bravas…” así empiezan muchos domingos. Parece que los cuentos no son solo para los niños… aunque con ese cóctel se habrá fabricado más de uno.

Todo cuento pone primero en situación al lector, pues este no va a ser menos: Domingo, 11 am (o pm o lo que sea).Vuelvo a empezar:

Domingo, 11 de la mañana. Rallito de luz en el ojo derecho. Dolor en la rodilla izquierda. Sello estampado en la frente. Pregunta, “¿Qué hago yo aquí?”. Respuesta, “no quieras saberlo”. Sigue leyendo